* Más de 20 mil paisanos fueron deportados,  reconoció el titular del IOAM, Rufino Domínguez

Por Oscar Rodríguez

Oaxaca, Oax.- Al menos 19 oaxaqueños han muerto en los últimos seis meses en su intento por cruzar ilegalmente la frontera con Estados Unidos, además de que más de 20 mil fueron deportados por autoridades migratorias, reconoció el titular del Instituto Oaxaqueño de Atención al Migrante (IOAM), Rufino Domínguez Santos.

El funcionario, dijo que de acuerdo a datos oficiales proporcionados por los cuerpos de seguridad binacional, los cadáveres de 5 de las víctimas fueron localizados flotando en el cauce del río “Bravo”, otros 8 abandonados en el desierto de Arizona, y 5 más congelados o por sufrir enfermedades diversas.

Informó que el gobierno oaxaqueño, junto con los consulados mexicanos se ha encargado de los gastos de traslado de los cadáveres de los migrantes a sus comunidades, donde también se han cubierto los gastos funerarios.

El funcionario también indicó que ha reducido el flujo migratorio de oaxaqueños, ante el endurecimiento de las políticas migratorias que aplica el gobierno de los Estados Unidos contra los flujos migratorios.

“De acuerdo a la tendencia, el flujo migratorio reporta un comportamiento a la baja en los últimos 3 años, tan solo en el 2011 fueron repatriados poco más de 28 mil migrantes que intentaron cruzar la frontera y no pudieron.

Mientras que en el 2012, la repatriación fue de 26 mil, y el 2013 cerró apenas la deportación de 20 mil 100 personas”.

Dijo que con estas cifras, Oaxaca bajó del 2 al 4 en el número de estados que mayor número de mano de obra envía a los Estados Unidos.

Domínguez, afirmó que además del cierre casi total de la frontera por parte del gobierno norteamericano, los coyotes han elevado sus cuotas de paso a los ilegales, de 5 mil a 10 mil dólares por persona.

Afirmó que el gobierno oaxaqueño ha desplegado una campaña muy agresiva en las comunidades indígenas, para advertir de los riesgos de la migración.

Además se ha creado el Fondo de apoyo a migrantes, para crear negocios familiares y aplicando a través del “3 por 1” para generar proyectos productivos en el medio rural.

Calculó que en Estados Unidos hay un reporte de la existencia de más un millón de migrantes oaxaqueños trabajando en las actividades agrícolas y comerciales, de los cuales 700 mil no cuentan con documentos legales de residencia.