¡Otra vez el pinche oaxaqueño Faustino Díaz!

Agencia Quadratín

La sorpresa ya no fue la misma, sin embargo, el nuevo logro del trombonista oaxaqueño Faustino Díaz no deja de ser fabuloso.

Mediante su cuenta de Facebook, el músico originario de San Lorenzo Cacaotepec anunció que este viernes se hizo de un puesto en la Opera House de Zúrich, en Suiza, una de las más prestigiadas de Europa desde finales del siglo XIX.

A casi ocho meses de haber obtenido el primer premio en el Concurso Internacional de Trombón, en Jeju, Corea, Faustino Díaz audicionó en la Zurich Opera House, y él mismo narró el acontecimiento, con su peculiar estilo, en su muro de FB:

“Hace 12 años cuando hice mi audición en la Orquesta Filarmónica de la UNAM, cuando se hizo el sorteo, me tocó el numero 5 y gané.

“Años después, cuando hice mi audición en la Orquesta Filarmónica de la Ciudad de México, me tocó ser el 5, y también gané.

“Dos años después hice mi audición en la Orquesta Sinfónica Nacional de México, ¡Que me toca el 5 y que gano!

“El día de hoy (ayer), hice la audición en la Opera House de Zúrich y cuando se hizo el sorteo, ¡saqué el número 5! Automáticamente una sonrisa salió de mi rostro.

“Después de tres rondas, ¿qué creen que pasó? ¡A webo!”

Luego de hacer pública la noticia de sí mismo, el músico oaxaqueño publicó un par de fotos de la que “será mi casa (al menos por un año)”.

Zúrich, señalan fuentes consultadas en internet, es una de las ciudades más ricas en eventos culturales de Europa, con más de 50 museos y más de cien galerías. Instituciones culturales, como la Opera House, cuentan con un “insuperable nivel artístico y cultural”.

Faustino Díaz, de 32 años, realiza estudios de maestría en Laussane, Suiza. En enero pasado ofreció conciertos en esta ciudad, en Freiburg y Berlín, en Alemania, y en París.

El pasado 9 de enero estuvo en México para brindar un concierto con la Orquesta Filarmónica de la UNAM, en la sala Netzahualcóyotl. Luego volvió a Suiza.

El relato del nuevo logro del trombonista oaxaqueño egresado del Conservatorio Nacional de Música, en sus propias palabras, concluyó así: “¡Otra vez el pinche oaxaqueño Faustino Díaz!”