* La Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública reveló que Oaxaca registra una tasa de delitos del 20.7%, mientras la media nacional se ubica en 41.5%

* La entidad oaxaqueña se coloca como el estado con menor Tasa de Víctimas, al registrar el 16.4%, en comparación con el Estado de México cuya tasa es de 47.7%

Oaxaca, Oax.- Oaxaca es el tercer estado del país con menor incidencia delictiva, al registrar una Tasa de Delitos del 20.7%, muy por debajo de la media nacional que se ubica en 41.5%. Así lo reveló la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública (Envipe 2014), elaborada por el Subsistema Nacional de Información de Gobierno, Seguridad Pública e Impartición de Justicia (SNIGSPIJ) y coordinada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

Esta serie estadística que mide el fenómeno de la victimización delictiva, la percepción social respecto de la seguridad pública y el desempeño de las instituciones gubernamentales, revela que durante 2013 Oaxaca registró una tasa de delitos de 20,749 ilícitos por cada 100 mil habitantes, ligeramente superior al estado de Chiapas, cuya incidencia en este rubro fue de 19, 215 delitos por cada 100 mil habitantes; en tanto que el estado de la República que registró la más alta tasa de delitos fue el Estado de México con 93,003 ilícitos por cada 100 mil habitantes (93%).

Asimismo, la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública 2014, coloca a la entidad oaxaqueña como el estado con menor Tasa de Víctimas a nivel nacional, al registrar un porcentaje del 16.4%, cifra que se ubica muy por debajo de la media nacional que es de 28.2% y que contrasta con 47.7% registrado en el Estado de México.

Luego de conocer los resultados de la encuesta nacional aplicada entre los meses de marzo y abril del presente año en una población mayor de 18 años y más, el gobernador Gabino Cué Monteagudo afirmó que la seguridad pública en Oaxaca tiene rumbo y destino claro; tiene rostro social y un compromiso indeclinable con la paz y el progreso.

“Tenemos claro que el combate a la inseguridad es una de las demandas más urgentes y sentidas de la sociedad, y por lo mismo, una asignatura prioritaria en la agenda de la administración oaxaqueña. Por ello, nos hemos afanado en construir un nuevo modelo de seguridad pública que garantice la salvaguarda la vida, la integridad y los derechos de las personas, así como la preservación de las libertades, el orden y la paz de la sociedad oaxaqueña”, aseveró el mandatario.

En este sentido, señaló que en los últimos tres años, la Federación y el gobierno de Oaxaca han invertido 1,188 millones de pesos para la seguridad de las y los oaxaqueños, lo que ha permitido que la entidad se mantenga entre los estados más seguros del país y como unos de los diez destinos preferidos por el turismo nacional e internacional.

Dicha inversión –refirió– se ve reflejada en la edificación de obras de infraestructura como el Centro Estatal de Control, Comando y Comunicación (C-4), el Centro Estatal de Evaluación y Control de Confianza; el Instituto de Servicios Periciales y Ciencias Forenses, la sede de la Agencia Estatal de Investigaciones, así como el Centro de Justicia para las Mujeres, cuyos costos globales de construcción y equipamiento ascendieron a 442 millones de pesos.

Cué Monteagudo señaló también que con el propósito de garantizar la integridad física y el patrimonio de las y los oaxaqueños, su gobierno mantiene la convicción para adherir a Oaxaca a la Estrategia Nacional contra el Secuestro que encabeza el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto.

El mandatario reconoció que la entidad oaxaqueña no está exenta del flagelo de la criminalidad, que no sólo lastima a las víctimas y a su entorno familiar, sino que además provoca inquietud e irritación en la sociedad, por lo que durante el último trienio el Gobierno de Oaxaca ha concretado importantes acciones para prevenir la comisión de ilícitos y combatir con toda firmeza a las bandas criminales.

Lo anterior, ha permitido la desarticulación de 20 bandas y la detención de 74 personas en lo que va del año, además de disminuir la incidencia del delito de robo de vehículos.

“Continuaremos trabajando de manera coordinada y corresponsable con la Federación y los municipios por la seguridad e integridad física de la población oaxaqueña, ya que la implementación de acciones en materia de seguridad, permitirá que la entidad se consolide como un referente de paz y estabilidad”, finalizó el mandatario estatal.

Tasa de Delitos por cada 100,000 habitantes para la población de 18 años y más, por entidad federativa, según lugar de ocurrencia del delito, 2012 y 2013.