Entrevista a Sergio Zúñiga: esta historia es de todos

Territorio Score

  • El Premio me lo dan a mí que no soy un entrenador de alto rendimiento, señala el director de la ABIM, sino que trabajo es con categorías infantiles, entonces las autoridades se han dado cuenta que lo entrenadores de ‘abajo’ están haciendo lo correcto.

De de vez en cuando en su mirar muestra una emoción, tristeza, enojo o alegría, habría que observarlo con atención para detectar ese júbilo por haber sido designado como Premio Nacional del Deporte (PND) 2014.

Esta historia es de todos, de los padres y de los niños indígenas, de los ‘coaches’, del pueblo de Oaxaca, aquí no se viene a ganar títulos personales ni a hacer alardes, el yo, yo se acabó,  el yo en mí dejó de existir hace muchos años.

La emoción, las lágrimas, las sonrisas están con mi familia, pero mi familia son los niños, los ‘coaches’, y siempre quiero mantener el perfil bajo, no olvidó mi primer triunfo en Tampico hace cuatro años con los niños les decía: ya ganamos, no me importa lo demás, eso lo tengo bien grabado, en lo personal nunca he buscado nada para mí, si fuera ese el fin no estaría rodeado de todo esto.

Para Sergio Ramírez Zúñiga esta distinción los compromete más por el trabajo que se hace en las montañas, en donde se ha logrado un  verdadero cambio en los niños, eso se nota en la escuela, su forma de actuar, de pensar entonces el Premio llega en el momento exacto para ellos que a pesar del reconocimiento que ya tienen era algo que se necesitaba gritar en todo Oaxaca.

El proyecto de la Asociación de Basquetbol Indígena de México (ABIM) surge hace cuatro años con el objetivo que por medio del deporte se pueda mejorar la educación y proveer a los niños de sus tres comidas diarias, “el inicio fue sufrir ‘portazos’ en la cara, recordó el Profe Zúñiga, que todos dijeran que no, pero lo más importante es lo que hacíamos e íbamos a realizar, por lo tanto nunca bajamos los brazos, nos preocupamos más por crecer”.

Hubo y hay criticas,  que en vez de causar desmotivación eran más el motor para seguir, era el combustible para su impulso, se dieron cuenta que estaban en el sendero correcto por esas críticas, la gente en ese instante se incomodaba– y se incomoda—por ese trabajo que muchos dejaron de hacer.

Lo que me da alegría es que el Premio me lo dan a mí que no soy un entrenador de alto rendimiento, señala el director de la ABIM, sino que trabajo es con categorías infantiles, entonces las autoridades se han dado cuenta que lo entrenadores de ‘abajo’ están haciendo lo correcto.

ADIÓS AL CONFORT 

Originario del Distrito Federal un día decidió dejar ese confort de la gran ciudad para llegar a una comunidad  en donde nadie te conocía y en donde todos lo ven como enemigo, como intruso  “no olvido el día que llegué  Cruz Chiquita, toda la gente se escondía –recordó el Profe Zúñiga–, me permitieron entrenar a los niños, me dejaban dormir en el pasillo de la Agencia sin siquiera una cobija, eso me motivo para modificar esos usos y costumbres, que se encaminaba para un bien”.  

Conocer a la gente indígena que tiene el deseo de salir adelante, de creer en cosas diferentes, fueron los incentivos para que Sergio Zúñiga se quedara en Las Montañas, su visión de la vida cambió.

“Al verlos en la ciudad yo decía ¿qué hacen aquí porqué no se quedan en su comunidad?, pero de repente ya estás en el núcleo del problema en donde vives su realidad, entonces caes en la cuenta de lo equivocado que estabas, te das cuenta que no has hecho nada, que estamos bastante mal, desconocía este México al que me enfrenté”.

“Estos niños salieron de la sombra en la que estaban, y a todos no han dejado una impresionante enseñanza, nos han dado una enorme  luz, mi vida cambió, apunto el Profe Sergio. Me acercaron más a mi familia, valoro más el ser mexicano, el ser oaxaqueño, eso nunca lo podré borrar”.

Y mientras la charla se intensificaba las emociones,  poco a poco la cancha de la Primaria Vicente Guerrero del Fraccionamiento El retiro, se llenaba por los niños que llegaban para su sesión vespertina de entrenamiento la algarabía era cada vez mayor, son ellos quienes le dan vida a este espacio que fue expresamente construido para la ABIM.

Las risas revoloteaban en toda la cancha el Profe Zúñiga sentencia “los peores enemigos que tengo son el hambre y la pobreza en esa región, podré enfrentar cualquier problema, o circunstancia pero por más estrategias que busques  el hambre  y la pobreza son contrincantes complicadísimos”.

EL BALÓN NARANJA    

 En su juventud Sergio Ramírez Zúñiga fue jugador de basquetbol y vio en ese deporte la oportunidad de hacer una revolución, este deporte es el que más se práctica en las comunidades indígenas, es el único espacio incluso para convivir, las fiestas patronales son el claro ejemplo de cómo se vive el basquetbol, hay una gran pasión, entonces los fundamentos los tienen.

“El reto era hallar la fórmula para pulir esos talentos, de formarlos, eso es lo que puedo resaltar de este programa rescatar ese talento que existía y existe en Oaxaca”.

Pero el basquetbol le deja a la ABIM más retos, y es que el Profesor Zúñiga lo dijo en su momento el Premio no es para mí sino para las comunidades indígenas, pero el PND le propone más retos para próximo año buscarán que el galardón se lo den al equipo.

Y vienen retos importantes, este 2014 lo cierran en los Estados Unidos, en del 16 al 26 enero de 2015 van a Alemania, hay propuestas para ir a Australia para que la ABIM conviva con los aborígenes de ese país, lo cual es todo un orgullo para los triquis.

“Vamos a Japón, ellos me dicen: nosotros somos muy buenos, llegamos copiamos y mejoramos, pero hemos querido copiar lo tuyo y no hemos podido, así que mejor te invitamos, eso me emocionar que otros países nos vean como ejemplo de superación y lucha”.

¿Y LOS NIÑOS?

La noticia relata el profesor se la dieron cuando venían de viaje, entonces los niños dijeron tenemos un premio que nos da más responsabilidades, compromisos, ellos dicen que quieren hacer  cosas más importantes el mensaje que se dan es que ellos son ejemplo de la niñez, que no importa donde estés sino que lo importante es que estés comprometido con lo que tú quieres hacer. 

Y así lo han mostrado ahora que varios de ellos ya están en la Secundaria su desempeño académico ha sido bueno, al proyecto se han sumado niños de la Sierra, Mixteca y Costa, son alrededor de 2mil 500 niños que están en la ABIM, en la mayoría son triquis, ya se estableció colaboración con Puebla y quieren llegar a otros puntos con la misma ideología, establecer una educación integral.

Además todo esto ya son un centenar de entrenadores que atienden a los niños y que muchos de ellos estudian su bachillerato, que se suma a los 25 que ya están establecidos en la ABIM, ese es otro logro evitar que haya migración hacia  los EUA, ahora prefieren estudiar el nivel medio superior y empezar el cambio desde su comunidad.

EL PND 2014

Incrédulos decían que las posibilidades reales del Profesor Zúñiga era con base al sentimiento en vez de evaluar los resultados, otros más suspicaces y pragmáticos señalaban que el premio ya estaba designado, pero Sergio Zúñiga comentó que recibió llamadas de parte del jurado incluso del presidente del Comité Olímpico Mexicano, Carlos Padilla Becerra, quienes le mencionaron que galardón se le otorgan con base en los resultados que se dieron este año.

El subcampeonato en la Copa Barcelona, el Campeonato en Uruguay,  lo que se ha hecho en el ámbito nacional, recientemente en la categoría de 9-10 años se consagraron campeones en el Torneo YBOA de Aguascalientes, entonces lo que se ha trabajado: entrenamiento de alto rendimiento y aceleramiento deportivo lo lleva todo el grupo de trabajo, lo cual incidió mucho en lo que se buscaba, no sólo entrar en la historia del deporte, sino dejar un legado.

Entonces eso fue lo que ellos me recalcaron que la forma en que se está trabajando, eso lo que se quiere, que en un futuro este proyecto se replique en todo el país, incluso el gobernador de Chiapas ya me dijo que si me voy a Chiapas me dará lo que necesite, pero no es lo que yo quiera, sino cubrir la niñez indígena de ese su entidad y que si se une las comunidades de cada rincón del país porque ellos son el alma de México, ellos cambiarán el rumbo de lo que se hace ahora.

ENVIDIAS            

En muchos quizá, en vez de alegrarse mostraron encono, es la fábula del cangrejo, pero dejemos que los adultos sigan en su mundo, aquí quien tiene el poder es el niño, él es quien pone el ejemplo, nos muestra, nos dice hacia donde tenemos que trabajar.

“Tenemos que olvidarnos de esos egos, de ese monopolio, que no nos ha llevado a ningún lado, que no nos ha dejado nada, por lo tanto es momento de unirse, de prepararse, el sistema es bueno, el problema es la gente que está dentro del sistema, que no lo quieren emplear como debe ser; los programas, las capacitaciones son buenas, el problema es que no lo ponemos en práctica, de repente solo vamos a ver, pero no es lo mismo ver que ponerlo en práctica, entonces Oaxaca necesitaba esto, necesitaba este tipo de lecciones, entonces es instante de tomar los libros, abrirlos y trabajar por la niñez”. 

Nos invitaron a la sede la UNESCO y yo llevaré a mis niños, que ellos sean quienes hable, quienes mejor que ellos puedan relatar esta historia porque ellos son quienes vivieron ese cambio, si vamos al Juego de la NBA que sean ellos quienes convivan con los jugadores, esto no es de estrellato, es sensibilidad y de crecer como personas.

“La vida estar arriba y abajo, pero si mantienes la humildad siempre serás feliz, he madurado mucho, como padre como entrenador, ese es el principal premio”, finalizó el Profesor Sergio Ramírez Zúñiga, Premio Nacional del Deporte 2014 en la modalidad de entrenador.