* El dirigente de la Unión Estatal de Productores de la Café de la Confederación Nacional de la Pequeña Propiedad Rural, Mario Cortés Jarquín, informó que en la entidad hay una severa crisis en el sector cafetalero, debido a que la mitad de las hectáreas sembradas se encuentran plagadas.

Por Óscar Rodríguez

Oaxaca, Oax.- En la entidad hay una severa crisis en el sector cafetalero, debido a que la mitad de las hectáreas sembradas se encuentran plagadas, lo que mermará en un 50 por ciento la producción anual.

El dirigente de la Unión Estatal de Productores de la Café de la Confederación Nacional de la Pequeña Propiedad Rural (CNPR), Mario Cortés Jarquín, afirmó que hace cuatro años había una superficie cosechable de más de 180 mil hectáreas, que generaban poco más de 200 mil quintales.

Sin embargo, indicó que la falta de apoyo y créditos en los últimos años redujo la superficie sembrada a 90 mil hectáreas, y de esta siembra la mitad está plagada de roya.

“Si nos va bien llegaremos a 100 mil quintales, pero los años subsecuentes no habrá producción y ello generará un grave colapso, porque mucha gente que vive de la pizca y siembra no tendrá empleo ni dinero para comer”, sostuvo.

Asimismo cuestionó los 10 millones de pesos en créditos del Fondo Oaxaca para financiamiento de empresas cafetaleras, pues argumentó que la Unión Estatal de Productores de la Café no sabe en dónde aterrizó este dinero.

En tanto Eduardo Rodríguez, empresario del ramo cafetalero se quejó de la falta de condiciones para abrir empresas comercializadoras. Dijo que además de que hay ‘trabas burocráticas’, no existen los canales de comercialización adecuados para mantener los negocios, dejando ver que muchos de los comercializadores tienen que hacer uso del ‘coyotaje’.

También demandó apoyo legal para quienes tienen tierras dónde sembrar los cafetales, pues aseguró que luego de carecer de apoyos para fortalecer sus cultivos y su siembra, optan por revender sus propiedades “mal abaratándolas al mejor postor”, reprochó.

Por último pidió que los apoyos al sector cafetalero se entreguen sin distingo político, advirtiendo que existe gran discrecionalidad en los fondos de ayuda al sector, lo que ha generado grandes fracturas internas y confrontaciones, enfatizó.