Recomienda IMSS abrigarse bien ante cambios bruscos de temperatura

  • Pueden causar una crisis asmática, un catarro mal atendido o a destiempo

En época de frío se incrementa hasta en 50% la demanda de urgencias pediátricas por complicaciones de asma. Por ello, es recomendable durante esta temporada de heladas y cambios bruscos de temperatura extremar cuidados en niños con este padecimiento y que no abandonen su tratamiento, a fin de atender a tiempo y adecuadamente cualquier tipo de infección respiratoria, por mínima que ésta sea.

El subdirector médico del HGZ 1, del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Oaxaca, Jorge Pérez Cruz, recomendó a la población en general tratar de evitar que los niños asmáticos sufran catarro, ya que pueden complicárseles y requerir de hospitalización, pues en ocasiones llegan al servicio de urgencia con grave dificultad para respirar debido a crisis de asma o por complicaciones como una neumonía.

En ese sentido, alertó que en esta época de frío cuando en el estado de Oaxaca hay presencia de heladas por las mañanas y fuertes vientos por las noches, es recomendable que la población evite salir para no enfermarse, ya que también se incrementa la atención médica por recaídas, ya que la exposición al aire frío en estos pacientes puede desencadenar una crisis.

Por ello, es necesario acudir con el médico ante la presencia de uno o varios de los siguientes síntomas: falta de aire, silbidos en el pecho, tos y dificultad para respirar, manifestaciones de que se está disparando un evento asmático agudo, es decir, una crisis, dijo Pérez Cruz.

El médico del IMSS recomendó evitar cambios bruscos de temperatura, no exponerse al humo del cigarro ni acudir a lugares concurridos, para disminuir el riesgo de contraer infecciones respiratorias, así como salir bien abrigados cuando hace frío e ingerir abundantes líquidos, principalmente jugos ricos en vitamina c. Además importante no tener contacto con alérgenos como el polvo de la casa y el pelo de perros, gatos o caballos.

También pidió no auto medicarse a los niños con jarabes para la tos, ya que este tipo de medicinas en los asmáticos están contraindicadas, pues solo bloquean las secreciones que se estancan y acumulan en los bronquios, lo cual dificulta la respiración, por lo que si continua su evolución puede complicarse con neumonía.

Explicó que la madre puede sospechar que su hijo sufre de asma si padece de tos crónica por más de tres semanas y además se exacerba con la práctica de ejercicio o cuando se ríe, síntomas pivotes de esta enfermedad.

El asma, dijo el médico del IMSS, es una enfermedad pulmonar crónica obstructiva y difusa, que se caracteriza por la presencia de bronco-espasmo, es decir, se cierran los bronquios ante una hiperactividad de la vía aérea, debido a que este tejido pulmonar se vuelve más sensible.