Investigación de denuncia no es criminalizar una profesión: Fiscal

Por Agencia Quadratín / Foto Cortesía

Oaxaca, Oax. 13 de abril de 2018.- El Fiscal General de Oaxaca, Rubén Vasconcelos Méndez, indicó que la investigación de una denuncia a un médico por negligencia no implica una criminalización de una profesión.

 

Ante las manifestaciones y descalificación por la detención del médico Luis P. M., investigado por la muerte de un menor de edad, el Fiscal de Oaxaca señaló que en el estado no puede haber personas o grupos exentos de la justicia.

 

“La ley se tiene que aplicar firmemente, sin complacencias, distingos ni privilegios”, señaló.

 

Vasconcelos Méndez detalló que la Fiscalía General de Oaxaca presentó datos de prueba suficientes que hicieron que dos jueves distintos declararan la probable responsabilidad del imputado en la comisión del delito de homicidio con agravante de responsabilidad médica en perjuicio de un niño.

 

Dijo que el pasado 2 de abril, la juez de control de Valles Centrales emitió una orden de aprehensión contra uno de los probables responsables del delito referido, y el 3 de abril un segundo juez vinculó a proceso al imputado y le impuso la medida de prisión preventiva oficiosa por tratarse de un homicidio con dolo eventual, otrogando 4 meses para la investigación complementaria.

 

No obstante, este jueves, ante la resolución del proceso de apelación contra la vinculación a proceso, magistrados de la Sexta Sala Penal del Tribunal Superior de Justicia del Estado (TSJE) decidieron reponer el procedimiento y otorgaron libertad al médico procesado.

 

Rubén Vasconcelos declaró que la Fiscalía respeta la decisión de los magistrados y reconoce la importante labor social que realizan los médicos en el país, y detalló que hasta el momento, hay elementos suficientes para asegurar los siguientes hechos en el caso:

1.-El niño llegó al hospital con solo una fractura de codo izquierdo, horas después salió muerto.

2.-La operación quirúrgica que se le practicó no era urgente.

3.- La operación se realizó menos de 5 horas después de la ingesta de alimentos, hecho corroborado por estudios de patología y la necropsia.

4.- No hubo cuidados necesarios durante la aplicación de la anestesia.

5.- La causa de la muerte no fue reacción alérgica o anafiláctica a un medicamento, sino asfixia por broncoaspiración.

6.- No se documentó en el expediente la administración de medicamentos como la lidocaína, cuya existencia fue demostrada con dictámenes químicos correspondientes.

7.- Los videos presentados hacen suponer la manipulación del expediente clínico para modificar lo sucedido. Incluso, los médicos llamaron a personas externas al hospital para colaborar en dicho acto.

8.- La operación terminó alrededor de las 12 de la noche y hasta las 7 de la mañana el niño fue trasladado a otro hospital con unidad de cuidados intensivos, más de 7 horas después de terminada la operación, sin que en el lapso se le diera la atención adecuada.

 

En el hospital al que fue trasladado el menor se le dio atención médica por reanimación porque ya había tenido paros cardiacos declarándose su muerte a las 8 de la mañana.

 

Al respecto, el Fiscal indicó que en Oaxaca existe el compromiso por construir una procuración de justicia imparcial, autónoma, objetiva, técnica y respetuosa de los derechos humanos.

 

“Los mexicanos tenemos que saber y aceptar que el estado de Derecho impone no solo a las autoridades, sino a todos los ciudadanos el tener que respetar a las instituciones, cumplir con las reglas de convivencia, acatar las leyes y cumplir con nuestro deber, eso seguiremos haciendo en la Fiscalía General del Estado de Oaxaca”.