Mata red de pesca a más 300 tortugas

Los quelonios quedaron enmallados en una red prohibida de pesca en costas de Oaxaca.

 

Por Óscar Rodríguez

Oaxaca, Oax.- Este martes, más de 300 tortugas marinas fueron halladas muertas, las cuales se encontraban atrapadas en una red prohibida de pesca ribereña frente a las costas de Oaxaca.

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) informó que el hallazgo se dio frente a la Barra de Colotepec, jurisdicción del municipio de Santa María Colotepec, en el distrito de Pochutla.

La dependencia detalló que en coordinación con elementos la Secretaría de Marina Armada de México (Semar), el Centro Mexicano de la Tortuga, la Universidad del Mar (UMAR), pescadores y personal del municipio de Santa María Colotepec, dieron atención a los reportes de los habitantes de la zona, por lo que se acudió al lugar e investigar el caso.

En su informe, la Profepa indicó que de acuerdo con las características físicas externas en las que se encontraron a los quelonios, tales como el color y tamaño del caparazón de dichas tortugas marinas, se determinó que se trata tortugas marinas de nombre común “Golfina” (Lepidochelys olivacea).

De acuerdo con los expertos en la materia, dichos quelonios tenían aproximadamente ocho días de haber fallecido dentro del mar, por ahogamiento, toda vez que estaban enredadas con mallas prohibidas para atrapar al pez ojotón, es decir, no es usada para la extracción de camarón o atún.

Al momento de la atención, los ejemplares se encontraban en avanzado estado de descomposición, y algunos ya fragmentados.

Por ello y para evitar focos de contaminación, las tortugas marinas fueron enterradas en dos fosas con medidas de 6 por 6 metros y 4 por 5 metros, con una profundidad de 2 metros cada uno, en el municipio de Santa María Colotepec.

PROHÍBEN USO DE REDES DE ENMALLE PARA LA PESCA

El delegado estatal de la Profepa, Nereo García, afirmó que se inició una investigación para poder actuar contra las cooperativas implicadas en las matanza de las tortugas por el uso indiscriminado de redes prohibidas de pesca en zona protegida.

Ésta es la segunda vez en un mes que se realiza un hallazgo de este tipo. El primer reporte de tortugas muertas tuvo lugar en las costas de Chiapas, en la zona del Santuario Tortuguero de Puerto Arista, en el municipio de Tonalá, donde aparecieron muertas 113 ejemplares, según el dato oficial (inicialmente se manejaron 132).

De acuerdo a los informes y estudios realizados a los especímenes de Chiapas, las tortugas pudieron haber muerto por algas nocivas, anzuelos o asfixia, pero todavía se investiga la causa.

El funcionario resaltó que la especie Golfina se encuentran enlistada en la Norma Oficial Mexicana NOM-059-SEMARNAT-2010 “Protección Ambiental-Especies nativas de México de flora y fauna silvestres-categorías de riesgo y especificaciones para su inclusión, exclusión o cambio lista de especies en riesgo”, como en peligro de Extinción (P).

Asimismo se encuentra enlistada en el Apéndice I de la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (CITES), y acuerdo por el que se establece veda para las especies y subespecies de tortuga marina en aguas de jurisdicción federal del Golfo de México y Mar Caribe, así como las del Océano Pacífico incluyendo el Golfo de California, publicado en el Diario Oficial de la Federación el 31 de mayo de 1990.

Cabe señalar que tanto la Profepa como la Conapesca harán recorridos por la zona y entablarán comunicación con los pescadores del lugar, a fin de concientizarlos sobre el no uso de redes prohibidas que afectan a las especies marinas en riesgo.

COADYUVA OAXACA EN INVESTIGACIÓN

En tanto, la Secretaría del Medio Ambiente, Energías y Desarrollo Sustentable (Semaedeso), adelantó que junto con la Red de Varamientos coadyuva en la investigación de las tortugas que quedaron atrapadas entre redes de pesca frente a las playas de la costa oaxaqueña.

La Red de Varamientos integrada por instituciones federales, estatales y municipales así como de organizaciones de la sociedad civil y la academia, atienden el arribo de especies marinas en costas y playas de la entidad, ya sean vivos o muertos.

Las tortugas golfinas, unos quelonios en peligro de extinción, miden unos 75 centímetros y pesan alrededor de 45 kilos. Llegan a México de forma masiva a varios estados con costas en el Pacífico para desovar entre junio y septiembre, pero comienzan a arribar en mayo.