En México, necesaria una reforma fiscal a fondo

  • Hemos visto una política económica que descansa en la apertura comercial, sin hacer política industrial activa ni estimular el desarrollo regional y la generación de valor agregado en la producción: Jorge Basave, del Instituto de Investigaciones Económicas de la UNAM.
  • Se requiere una mayor inversión pública para mejorar el bienestar de la población, dijo.
  • Una industria moderna y diversificada requiere inversión en sectores dinámicos como la electrónica, telecomunicaciones, autopartes y aeronáutica, consideró.

En México, de no llevarse a cabo una reforma fiscal a fondo, no habrá recursos para más inversión. “En los últimos años hemos visto una política económica que descansa en la apertura comercial, sin hacer política industrial activa ni estimular el desarrollo regional y la generación de valor agregado en la producción. Es momento de discutir la política industrial del país”, afirmó Jorge Basave Kunhardt, del Instituto de Investigaciones Económicas (IIEc) de la UNAM.

Para que los mexicanos alcancen mayores niveles de bienestar se requiere más inversión pública, sobre todo en la industria manufacturera y en infraestructura, sectores que contribuyen con una tercera parte del producto interno bruto (PIB).

La inversión es fundamental para cualquier economía moderna; sin embargo, en el país representa 22 por ciento del PIB, cuando debería ser de 25 por ciento si queremos tener impacto, advirtió

Para nuestra economía, “la inversión insuficiente se manifiesta en una capacidad productiva limitada, en una incapacidad crónica para generar empleos e ingresos crecientes, y en impedimentos para desarrollar innovación e incorporar nuevas tecnologías”.

La inversión debe ser más dinámica y para tener una industria moderna y diversificada debe enfocarse a sectores con capacidad de arrastre, como la electrónica, telecomunicaciones, autopartes y aeronáutica, consideró el analista financiero, expuso el exdirector del IIEc.

Reiteró que el país debe aprovechar y diversificar su comercio, e incrementar sus relaciones con China. “Sería un error asentar el crecimiento sólo en la exportación de materias primas como el crudo. Mientras no diversifiquemos nuestras relaciones, seguiremos pegados a la economía estadounidense y sujetos a sus vaivenes”.

Basave Kunhardt informó que el 16 y 17 de mayo se llevará a cabo el XXV Seminario de Economía Mexicana en el IIEc. Se plantearán propuestas de política económica mexicana mediante seis mesas de análisis y 20 ponencias.

Bajo el título “Retos de la economía mexicana, presente y futuro hacia un nuevo modelo de desarrollo”, este encuentro abordará aspectos como el diseño de nuevas políticas industriales, y se analizarán temas como el desafío tecnológico, las condiciones laborales y el combate a la pobreza.

También, perspectivas macroeconómicas y finanzas públicas, los cambios del TLCAN al MEXCUSA, y la nueva integración económica internacional.