Se notó la ausencia femenina en Oaxaca

Se notó la ausencia femenina en Oaxaca

Miles de mujeres en Oaxaca, principalmente quienes trabajan en oficinas gubernamentales, se sumaron al paro ‘Un día sin nosotras’.

Por Óscar Rodríguez

Oaxaca, Oax.- Miles de mujeres en Oaxaca se sumaron al paro nacional ‘Un día sin nosotras’, con el objetivo de concientizar a la sociedad sobre la violencia de género en contra de la mujer y los feminicidios que se viven a diario en México.

Alrededor del 96 por ciento del total de las mujeres que laboran en alguna dependencia del gobierno del estado se sumaron al movimiento este 9 de marzo.

En los principales complejos gubernamentales, como Ciudad Administrativa y Ciudad Judicial, los pasillos y oficinas lucieron semivacías.

Mientras que, las mujeres que decidieron apoyar el movimiento asistiendo a trabajar, portaron alguna prenda morada en señal de solidaridad con la lucha para exigir respeto a sus derechos y el alto a la violencia en Oaxaca y el resto del país.

El secretario de Administración del gobierno estatal, Germán Espinoza, resaltó que no se aplicó ningún tipo de descuento a las mujeres que participaron en el paro.

Aproximadamente el 96% de las mujeres que laboran en las dependencias gubernamentales de Oaxaca se unieron al Un Día Sin Nosotras | Foto: Estación Foto

Detalló que en las dependencias del gobierno estatal laboran un total de 11 mil mujeres, 7 mil de ellas sindicalizadas.

Esta misma situación de vivió en el Poder Judicial del Estado y en la Legislatura local, donde también hubo un alto número de mujeres que dejaron de acudir a sus centros de trabajo como parte de la jornada nacional.

En tanto, pese a que hubo pronunciamientos para participar en el paro en el sector privado, muchas empresas no les dieron el día a sus trabajadoras, o muchas de ellas decidieron asistir porque dependen de sus ingresos diarios.

En algunos sitios las mujeres laboraron utilizando moños y playeras de color morado.

Se estima que solo el 45 por ciento del comercio establecido respetó el paro convocado por el ‘9M’.

En el sector informal y pequeños establecimientos comerciales, las mujeres trabajaron de forma normal argumentando que viven al día de lo que perciben.