Se acerca la etapa 3 de la pandemia por COVID-19

Murieron las primeras mujeres embarazadas con esta enfermedad

Por Agencias

La Secretaría de Salud dio a conocer que suman 3 mil 441 casos confirmados de COVID-19 en México, mientras que han muerto 194 personas por esta enfermedad. 

Hugo López-Gatell, subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, detalló además que hay 10 mil 105 casos sospechosos de coronavirus y 17 mil 950 personas han dado negativo a la enfermedad.

El subsecretario manifestó que México se acerca a la tercera etapa de la pandemia de COVID-19, que podría darse en los próximos 15 días.

Del total de personas infectadas, el 69.78 por ciento son pacientes ambulatorios, el 10.11 por ciento se encuentran hospitalizados estables, el 16.54 por ciento se reportan graves y el 3.57 por ciento están intubados. López-Gatell destacó que se espera que la proporción de hospitalizados con coronavirus crezca en los próximos días.

Aunque la mayoría de muertes se ha presentado en personas con más de 60 años, hay un número importante de adultos jóvenes que han muerto por esta enfermedad, el subsecretario de Salud atribuyó este hecho a la gran cantidad de personas con enfermedades crónicas que hay en el país.

La hipertensiónobesidad y diabetes representan los mayores porcentajes de comorbilidades presentes en las defunciones.

Mueren dos mujeres embarazadas por COVID-19

Además, indicó que se registraron las primeras muertes de mujeres embarazadas por coronavirus. La primera pereció tras dar a luz por cesárea, el bebé se encuentra delicado; sobre la segunda mujer no se especificó si logró dar a luz.

Ambas mujeres tenían obesidad; una de ellas padecía hipertensión y la otra diabetes gestacional.

Presentan estrategia para donación de sangre durante contingencia de COVID-19

La Secretaría de Salud informó que se seguirá una estrategia para el abastecimiento de sangre durante la pandemia de COVID-19 en México.

Jorge Enrique Trejo Gómora, director general del Centro Nacional de la Transfusión Sanguínea (CNTS), detalló que aún durante la contingencia, será necesaria la transfusión y donación de sangre a pacientes.

Los objetivos de esta estrategia son:

  1. Optimizar la reserva de componentes sanguíneos almacenados.
  2. Dar continuidad a los servicios de sangre.
  3. Garantizar la seguridad del donante y del personal del banco de sangre.
  4. Evitar la propagación de COVID-19 en la cadena transfusional.

Por otra parte, Trejo Gómora señaló que dentro de este rubro también se contempla el tratamiento del plasma convaleciente, que se podría usar para tratar a pacientes graves de COVID-19.

Sobre este proceso, el titular del CNTS señaló que el plasma es la parte líquida de la sangre, misma que tiene anticuerpos y se recolecta de pacientes que ya se recuperaron de una infección. El plasma puede ser obtenido de los bancos de sangre.

Jorge Enrique Trejo comentó que este tratamiento se ha utilizado en el pasado con otras enfermedades, y en el caso del COVID-19 varios países, como China, España, Italia y Estados Unidos, han experimentado con el plasma convaleciente o tienen contemplado iniciar ensayos.

Hasta el momento, no existe una evidencia científica de que el uso de plasma sea efectivo para tratar el coronavirus, por lo que se necesitan estudios sobre este proceso para saber si es efectivo.

En México, la Secretaría de Salud, el Instituto Mexicano del Seguro Social y hospitales universitarios realizan los trámites correspondientes para iniciar con los experimentos.

Recomendaciones

La Secretaría de Salud recomienda adoptar las siguientes medidas para evitar el contagio de enfermedades respiratorias:

 
  • Lavarse las manos frecuentemente con agua y jabón o utilizar gel con base de alcohol al 70 por ciento.
  • Al toser o estornudar, utilizar el estornudo de etiqueta, que consiste en cubrirse la nariz y boca con un pañuelo desechable o con el ángulo interno del brazo.
  • No tocarse la cara, la nariz, la boca y los ojos con las manos sucias.
  • Limpiar y desinfectar superficies y objetos de uso común en: casas, oficinas, sitios cerrados, transporte, centros de reunión, etc.
  • Quedarse en casa cuando se tienen padecimientos respiratorios y acudir al médico si se presenta alguno de los síntomas (fiebre mayor a 38°C, dolor de cabeza, dolor de garganta, escurrimiento nasal, etc.)

 

El Gobierno de México recomienda seguir las siguientes medidas de Sana Distancia para evitar la propagación del coronavirus:

  • Protección y cuidado mediante resguardo domiciliario, de las personas adultas mayores y otros grupos de mayor riesgo.
  • Suspensión de clases en todo el sistema educativo nacional.
  • Reprogramación de eventos de más de 100 personas.
  • Suspender temporalmente actividades laborales que involucren la movilización de personas en todos los sectores de la sociedad.
  • Intensificar las medidas básicas de prevención.

 

También emitió las siguientes recomendaciones para el afrontamiento ante la Jornada de Sana Distancia:

  • Recordar que esta es una situación temporal.
  • Reconocer que mantenernos el mayor tiempo posible en casa es un bien para los otros y para uno mismo.
  • Diseñar y mantener una rutina que nos ayude a tener cierta sensación de normalidad y control.
  • Mantener horarios de comida y sueño regulares.
  • No mantenerse demasiado tiempo frente al TV.
  • Mantenerse ocupado y buscar actividades manuales que le distraigan (tareas, lecturas, rompecabezas, ejercicio, bailar, entre otras).