domingo, agosto 7, 2022

Reforma Hacendaria, equitativa y con Sentido social: Francisco García López

Destacadas

Es una reforma que está elaborada pensando en las clases más desprotegidas, no en quienes siempre han sido privilegiados

Solo quienes defienden intereses y privilegios fiscales, pueden negar el sentido y espíritu altamente social y redistributivo de la Reforma Hacendaria, la cual está pensada en el beneficio de las clases más desprotegidas, no en quienes siempre han sido favorecidos.

Así lo afirmó el coordinador del grupo parlamentario priista en la LXI Legislatura estatal, Francisco García López, quien aseguró que, además de cerrar, por primera vez, huecos de evasión fiscal, fundamentalmente elimina privilegios que han provocado hacer más grande la brecha de la desigualdad social en nuestro país.

“Tampoco es una lucha entre pobres y ricos. Es una reforma justa y equitativa, porque, independientemente de pedir un esfuerzo a quienes pueden y deben hacerlo que son los grandes contribuyentes, destina recursos a las áreas más sensibles como la educación, la salud, la alimentación y las infraestructuras”.

En entrevista, el líder cameral recalcó que esta Reforma Hacendaria recogió la visión de muchos empresarios para no dañar a medianos y pequeños productores, más bien, pide la solidaridad a quienes en verdad pueden hacer un esfuerzo extra, de ahí que aplica gravámenes a quienes tienen el recurso y la facilidad de pagar.

Dijo que trae más beneficios que perjuicios para los mexicanos, porque es una reforma con sentido federalista que compartirá con los estados y municipios los impuestos que genera la explotación de minas.

“Es la primera vez que se grava más a quien gana más y el incremento de los recursos se destinan a programas sociales genuinos y de avanzada, como la pensión universal para los mayores de 65 años y el seguro del desempleo”, destalló.

También dijo que es la primera vez que se impondrá un gravamen a las ganancias de los capitales especulativos de la Bolsa y además se gravarán las ganancias exorbitantes de los grandes corporativos. También se desalienta el consumo de productos nocivos para la salud, como los llamados productos chatarra con un alto contenido calórico.

En cambio, no se cobrara IVA a alimentos y medicinas porque eso si castigaría severamente la economía de las familias más pobres, aquellas que destinan más de la mitad de los ingresos al consumo de estos productos.

Lo mas importante, destaco García López, es que esta vez habrá recursos suficientes para dar por fin cobertura y soporte presupuestal a las grandes obras de infraestructura, como las supercarreteras, que los gobiernos federales de la derecha dejaron en el virtual abandono.

“Bienvenida una Reforma diseñada y aprobada pensando en quienes menos tienen”.

Noticias relacionadas

Noticias recientes