viernes, junio 14, 2024

Desplome en ventas de autos en EU golpeará las exportaciones mexicanas

Destacadas

Información de agencias

Ciudad de México.- La vecindad con Estados Unidos, que en los últimos 20 años ha jugado a favor de la industria automotriz establecida en México y que año con año cruza miles de vehículos nuevos libres de aranceles, ahora podría volverse en contra de las plantas armadoras, que verán sus envíos caer tras un desplome en la venta de vehículos en el mercado estadounidense.

“Esta es la crisis económica más fuerte que vivirá Estados Unidos desde 1950, será superior a lo que vivimos en 2009”, dice Guido Vildozo, analista del sector de IHS Markit, basado en Boston, Massachusetts.

Tras el paso del coronavirus Covid-19, que este jueves superó la barrera de los 80,000 casos en ese país, IHS Markit estima una caída en la demanda de vehículos de 15%, hasta los 14.4 millones de unidades al cierre de 2020, desde los 17.1 millones de unidades vendidas en 2019. Un duro golpe para México, que en el último año se ubicó como uno de los cinco principales proveedores de vehículos para el mercado estadounidense, junto con Japón, Canadá, Alemania y Corea del Sur.

En 2019, México produjo 3.75 millones de vehículos, de los cuales el 70% terminó en los pisos de venta del país vecino. El fabricante estadounidense General Motors fue el mayor exportador de autos, seguido del japonés Nissan, según datos de Inegi.

Entre los segmentos que podrían verse más afectados, dice Vildozo, están los subcompactos y compactos, ya que son los más sensibles al precio y los que son consumidos por la base de la pirámide socioeconómica. “La mayor parte del desempleo en Estados Unidos y en el resto de la región [de Norteamérica] estará en el área de servicios, por ejemplo empleados de restaurantes y hoteles, que suelen ser los consumidores de modelos de entrada”, explica el analista.

Aunque Vildozo afirma que aún es demasiado pronto para hacer un estimado de cuánto podrían caer las exportaciones mexicanas de vehículos, las estadísticas de la crisis económica de 2008 muestran una caída de 26% en los envíos de autos al mercado estadounidense en 2009, comparado con el año previo. Pero los analistas e instituciones financieras ya prevén que la crisis que dejará la pandemia del coronavirus Covid-19 será aún más profunda.

Si bien las plantas podrían estar listas para reactivar producción una vez superada la crisis sanitaria, el especialista considera que la recuperación en las ventas de vehículos nuevos en Estados Unidos, Canadá y México será lenta y a cuenta gotas. “La posibilidad de que haya nuevos brotes a lo largo del año [debido a la estacionalidad del virus] genera incertidumbre. Aunque podríamos ver un tímido repunte en las ventas a partir del tercer trimestre, no veremos volúmenes similares a los que tuvimos el año pasado, sino hasta dentro de cinco años”, dice el analista.

Noticias relacionadas

- Publicidad -

Noticias recientes

Portada

Cartón

Twitter

Video