Convoca Iglesia a reflexionar sobre la ‘nueva normalidad’

El cardenal Carlos Aguiar Retes, arzobispo primado de México, llamó a transformar el estilo de vida de las personas en una cultura fraterna y solidaria.

Información de agencias

Ciudad de México.- Ante los cambios en el estilo de vida que impuso la pandemia del Covid-19, la Iglesia Católica convocó a la sociedad a reflexionar entorno a lo que espera sea la nueva normalidad de la que tanto se habla, sobre todo en aquellos países donde la cuarentena concluyó.

Desde la Basílica de Guadalupe, el cardenal Carlos Aguiar Retes, arzobispo primado de México, recordó que al paso de los siglos en momentos graves y difíciles como el actual, la Iglesia ha logrado poner en práctica las enseñanzas de Jesús y transformar el estilo de vida de las personas en una cultura fraterna y solidaria basada en el respeto a la dignidad de los seres humanos.

“Ante el comentario que circula en los medios y redes sociales, que después de la pandemia no será la vida igual que antes, los invito a plantearnos, ¿cuál será nuestra respuesta como discípulos de Cristo, qué espera Nuestro Maestro Jesucristo, el Señor, de nosotros? Pidamos ayuda a Nuestra Madre, María de Guadalupe para que encontremos la respuesta, y la llevemos a la práctica con la fuerza del Espíritu Santo», planteó en la homilía el cardenal Retes.

En su mensaje, subrayó que las personas deben afrontar con confianza las adversidades y las situaciones dramáticas «por más duras que sean».

Cuando se trate de momentos de gozo, exhortó a agradecerlos y a tener una buena respuesta ante los demás y a saber compartir las habilidades que se poseen con el prójimo y también los frutos.

En tanto, el semanario católico Desde la fe dedicó su editorial a hacer un llamado a todos los mexicanos a no relajar la disciplina para evitar los contagios, ya que aún nos encontramos en los días donde hay más enfermos y fallecidos.

El texto reconoció en que los días de aislamiento social no son fáciles ni sencillos, pero son fundamentales para el futuro.

En suma, el mensaje de la jerarquía católica hizo énfasis en el hecho de que hoy es justamente cuando debemos ser más disciplinados y cuidar lo que como individuos, familia y sociedad hemos logrado.