Incendios han arrasado con más de 8 mil hectáreas de bosque y pastizales

En las últimas 24 hrs. se reportaron cuatro siniestros, uno alcanzó una zona poblada y generó alerta y alarma en la capital oaxaqueña.

Por Óscar Rodríguez

En Oaxaca, se reportó en las últimas 24 hrs. cuatro incendios activos, uno de ellos reportado en las inmediaciones de la capital, que causó alerta y alarma, por que estuvo a punto de afectar zonas pobladas, confirmó, el director de la Comisión Estatal Forestal (Coesfo), Aarón Juárez.

También hay un siniestro sin control y que fue provocado por una disputa agraria en la zona Mixteca, en inmediaciones del municipio de Santa María Yosondúa, donde se tuvo que retirar la brigada del lugar por que se comenzaron a escuchar detonaciones de armas de fuego, confirmó el funcionario.

Indicó que el siniestro generado en inmediaciones de la capital oaxaqueña, fue provocado  en la parte alta del cerro del Crestón por la quema indiscriminada de un pastizal que se salió de control y que se extendió, hasta una zona poblada.

La presencia del fuego y del humo, causó alerta, entre ciudadanos que a través de redes sociales llamaron a los cuerpos de emergencia para que se controlara el incendio.

Una brigada del COESFO, del cuerpo de bomberos y de la policia acudio a la zona para controlar el incendio en Santa María Quiegolani donde se aplicó el Plan DN-III, además de que se reportó sofocado otro siniestro registrado  en San Pedro Tututepec en cercanía de las lagunas de Chacahua.

De acuerdo con el director de la COESFO, Aarón Juárez, este año se han reportado un total de 91 incendios, que han devastado 8 mil 210 hectáreas, un 60 por ciento de zonas de bosques.

Dijo que del número de siniestro reportados, 20 se han salido de control  y han alcanzado zonas pobladas, el último de peligro fue el reportado Santiago Clavellinas, que destruyó 8 cabañas.

Aclaró que pese a los riesgos, no hay reporte de víctimas, ni heridos, aunque la intensidad de los incendios ha sido mayor, derivado a las altas temperaturas.

“Hace un año teníamos daños en menos del mil 510 hectáreas, hoy tenemos más de 8 mil 210 destruidas y aún no estamos en etapa crítica”, confió el funcionario estatal.

Detalló que hasta el momento las brigadas trabajan con recursos escasos con menos de 3 millones de pesos, esperando que se pueda aceptar la solicitud de ampliación de presupuesto que hemos demandado de 14 millones de pesos para poder enfrentar esta temporada anual de incendios.

Evidenció que los recursos que se necesitan se destinan para adquirir herramienta y equipo y cubrir gastos de brigadas contra fuegos.