En 2020, cerca de 454 mil menores mexicanos no recibieron vacunas básicas

Según datos de la OMS y Unicef México se posicionó como uno de los primeros países a nivel mundial en reducir de manera considerable sus tasas de vacunación infantil, sólo por debajo de Filipinas, Indonesia, Pakistán e India, según datos recientes de la OMS y UNICEF. 

Información de agencias

Ciudad de México.- México se posicionó como uno de los primeros países a nivel mundial en reducir de manera considerable sus tasas de vacunación infantil, sólo por debajo de Filipinas, Indonesia, Pakistán e India, según datos recientes de la OMS y UNICEF.

Mientras que en 2019 nuestro país sumaba poco más de 348,000 menores sin una primera dosis de la vacuna combinada contra la difteria, el tétanos y la tos ferina (DTP-1), para 2020 dicha cifra se elevó en un 30%, al sumar al menos 454,000 niñas y niños mexicanos sin un cuadro de vacunación básica.

Ambos organismos internacionales indicaron que esta última serie de datos globales sobre la inmunización infantil en todo el mundo, reflejan que las interrupciones de los servicios a nivel mundial debido a la Covid-19, provocaron que la mayoría de los países registraran el año pasado descensos en las tasas de vacunación infantil.

Además de que con muchos recursos y personal desviados para apoyar la respuesta a la Covid 19, se han producido importantes interrupciones en la prestación de servicios de inmunización en numerosas partes del mundo, ya que en algunos países, las clínicas han cerrado o han reducido su horario, mientras que las personas pueden mostrarse reacias a buscar atención sanitaria por miedo a la transmisión del virus o han tenido dificultades para acceder a los servicios debido a las medidas de confinamiento y a las interrupciones en el transporte.

“Estas cifras son alarmantes y sugieren que la pandemia está echando por tierra años de progreso en la inmunización sistemática y exponiendo a millones de niños a enfermedades mortales y prevenibles». “Esta es una llamada de atención: no podemos permitir que el legado de la Covid-19 suponga el resurgimiento del sarampión, la poliomielitis y otras enfermedades mortales”.

Dijo el Dr. Seth Berkley, Director General de Gavi, la Alianza para las Vacunas.

Asimismo, se advirtió que la preocupación no se limita a las enfermedades más propensas a generar brotes, ya que el cierre de las escuelas ha afectado mucho las tasas de vacunación contra el virus del papiloma humano (VPH), que ya eran reducidas; esta vacuna protege a las niñas contra el cáncer de cuello uterino más adelante en la vida. Como resultado, en todos los países que han introducido la vacuna contra el VPH hasta la fecha, aproximadamente 1.6 millones de niñas más se quedaron sin vacunar en 2020.

A nivel mundial, solo el 13% de las niñas fueron vacunadas contra el VPH, lo que supone un descenso del 15% en 2019.

A nivel mundial, la tasa de vacunación de tres dosis de la vacuna contra la difteria, el tétanos y la tos ferina (DTP-3) descendió de alrededor del 86% en 2019 al 83% en 2020, lo que significa que 22,7 millones de niños no recibieron la vacuna, y para la primera dosis de sarampión, del 86 al 84%, lo que significa que los niños que no recibieron la vacuna fueron 22.3 millones –3.7 millones más que en 2019–.

Así como las tasas de vacunación para la segunda dosis de sarampión se situaron en el 71% (desde el 70% en 2019). Para controlar el sarampión, se requiere un 95% de cumplimiento de las dos dosis de la vacuna; y los países que no pueden alcanzar ese nivel dependen de las campañas periódicas de vacunación a nivel nacional para llenar el vacío.

Asimismo, se indicó que aunado a las interrupciones de la inmunización sistemática, actualmente hay 57 campañas de vacunación masiva pospuestas en 44 países, para el sarampión, la poliomielitis, la fiebre amarilla y otras enfermedades, que afectan a millones de personas más.

“La aparición de múltiples brotes de enfermedades sería catastrófica para las comunidades y los sistemas de salud que ya están luchando contra la Covid-19, por lo que es más urgente que nunca invertir en la vacunación infantil y garantizar que se atienda a todos los niños”.

Agregó Seth Berkley

Por su parte, Henrietta Fore, Directora Ejecutiva de la UNICEF, expresó que “estos datos deberían constituir una clara advertencia: la pandemia de COVID-19 y las perturbaciones relacionadas con ella nos han hecho perder un terreno valioso, y las consecuencias se pagarán en las vidas y el bienestar de los más vulnerables, algo que no podemos permitirnos”.

En el caso de la cobertura de vacunación en México, desde 2019 se registra el desabasto en la inmunización contra la tuberculosis (BCG), hepatitis (HepB), sarampión, difteria, tos ferina y tétanos (DPT3, Tdap, TT) para los recién nacidos, de acuerdo con datos del Informe de País del PAI (Programa Ampliado de Inmunizaciones en el contexto del Sistema de Salud) de la Organización Panamericana de la Salud.


TE PUEDE INTERESAR: