Arrojan basura en la casa del presidente municipal de Oaxaca de Juárez

Ante la falta de respuestas a sus demandas, trabajadores de limpia del Sindicato Independiente 3 de Marzo tiraron basura en las calles de la ciudad de Oaxaca y en la casa del edil Oswaldo García Jarquín.

Por Óscar Rodríguez | Fotos: Carolina Jiménez 

Oaxaca, Oax.- Este martes, trabajadores de limpia que pertenecen al Sindicato 3 de Marzo del municipio de Oaxaca de Juárez tiraron basura en las calles de la ciudad de Oaxaca, cómo una forma de protesta ante la nula respuesta a sus demandas.

Los trabajadores de limpia y recolectores de basura, acudieron a la casa del presidente municipal de la ciudad de Oaxaca, Oswaldo García Jarquín y arrojaron la basura.

Los empleados de limpia trasladaron un camión recolector que llenaron con deshechos y desperdicios y lo fueron a vaciar en las puertas de la domicilio del munícipe, ubicada en la zona norte de la ciudad a fin de que el servidor público responda a sus peticiones.

Desde las primeras horas de este martes, los trabajadores del sindicalistas que prestan el servicio de limpia y recolección de basura, radicalizaron y cerraron la ciudad de Oaxaca con varios bloqueos, tanto de los principales accesos y vialidades estratégicas y la zona del Centro Histórico, causado el freno de la movilidad urbana y la suspensión de diversos servicios de transporte y de carga.

Los inconformes demandan además de la renuncia del cargo del munícipe citadino, el cumplimiento a su contrato colectivo de trabajo, donde urgen el pago de prestaciones,  entrega de bonos y recursos para el mantenimiento y reparación de los camiones recolectores de basura,  además del pago de combustible  y  la entrega de equipo para enfrentar la pandemia por el Covid-19, uniformes y se recontrate al personal despedido.

Respecto del problema,  Pablo Gómez, secretario General del Sindicato “3 de Marzo” se quejó que en varias ocasiones  demandó  audiencias con el presidente municipal, pero nunca quiso aceptarla ni jamás le dio la cara para escuchar sus peticiones.

Denunció que muchos vehículos  con los que se recolecta la basura en la ciudad  de Oaxaca están descompuestos, y no se quiere pagar sus reparaciones en el taller y los pocos que circulan, no se les quiere cubrir el gasto de combustible.

“Hemos buscado al alcalde mediante varias canales, los institucionales, hemos tocado las puertas de varias de sus oficinas, pero se niega a dialogar y a resolver las demandas, argumentando que ya no tiene dinero y ya esta entregado la administración a las nuevas autoridades electas que tendrán que asumir el cargo el 1 de enero.

Pero nosotros no podemos esperar tanto tiempo, y por ello nos estamos radicalizando”, describió.

INTERVIENE EL GOBIERNO DE OAXACA, PERO MUNÍCIPE NO PUEDE HABLAR CON PARISTAS

En tanto el gobernador Alejandro Murat, dijo que recibió la llamada de apoyo del presidente municipal de la ciudad Oswaldo García Jarquín que aceptó que no tiene dinero para enfrentar y responder a las demandas de los trabajadores recolectores de basura, y como opción le solicitó un prestamos al gobierno estatal de las participaciones municipales, de más de 20 millones de pesos, que le fue autorizado y que ya le fue depositado por parte de la Secretaría de Finanzas estatal.

Sin embargo, a pesar de tener el dinero, el alcalde no ha podido sentarse con los trabajadores en paro para que retiren los bloqueos que hay en la ciudad.

Murat Hinojosa lamentó que la ciudadanía haya votado en las urnas por autoridades municipales que no estén a la altura de sus demandas, por que los problemas que tienen la ciudad son varios, desde el tema de la basura, la inseguridad, hasta el tema del bacheo y la reparación de calles, además de problemas del alumbrado y en consecuencia quejas por corrupción e inseguridad.