sábado, agosto 13, 2022

La UNAM resguardará la biblioteca Miguel de la Madrid Hurtado

Destacadas

La Universidad Nacional nos ayudará a revelar el tesoro de este material, revisarlo y compartirlo, señaló Gerardo Antonio de la Madrid Cordero. 

El rector de la UNAM, Enrique Graue Wiechers, recibió en donación el acervo que conforma la biblioteca Miguel de la Madrid Hurtado, de parte de los hijos del expresidente de México, el cual será resguardado por el Patronato de la Facultad de Derecho (FD) y se ubicará en la Antigua Escuela Nacional de Jurisprudencia.

 

Tras agradecer la generosidad de la familia De la Madrid Cordero, el rector Graue destacó que la Universidad Nacional acepta con entusiasmo este fondo que perteneció a uno de sus alumnos y docente, además de funcionario público destacado y presidente de la República.

 

“Una biblioteca es algo muy personal que se va construyendo con los libros con que uno ha soñado, en los que se ha fundamentado. Indudablemente el espíritu de Don Miguel está allí”, expresó el rector quien también refirió que el sexenio en que ocupó la primera magistratura fue una época de transición importante para México.

 

Esta donación, prosiguió, se suma a los acervos del exrector Guillermo Soberón Acevedo y del ingeniero Heberto Castillo Martínez, que recibió la Universidad en meses anteriores y que son preservados en el Instituto de Investigaciones sobre la Universidad y la Educación (IISUE).

 

Gerardo Antonio de la Madrid Cordero, quien estuvo acompañado por su hermana Margarita y sus hermanos Miguel, Enrique Octavio y Federico, explicó que la biblioteca era el santuario de su padre, en la que hay obras de Derecho Constitucional, y también una parte muy importante de Historia, Geografía, Literatura y Arte.

 

Incluso, detalló, en la parte relativa a Historia de la Legislación hay libros incunables. Además, álbumes de las giras del expresidente, así como materiales que De la Madrid Hurtado guardó de su ejercicio como abogado, presidente de la República y director del Fondo de Cultura Económica.

 

“Le he dicho a mis hermanos que no tenemos idea del tesoro que está ahí, no lo conocemos a fondo y la UNAM nos va a ayudar a revelarlo, a revisarlo y compartirlo con las personas interesadas en estos temas. Es importante su difusión y consulta”, recalcó.

 

Celebró también que el acervo se traslade a la Antigua Escuela Nacional de Jurisprudencia, inmueble con una ubicación privilegiada en el Centro Histórico de la Ciudad de México, por donde le gustaba caminar a su padre.

 

Previamente, el director de la FD de la UNAM, Raúl Contreras Bustamante, indicó que hasta el día de hoy se han inventariado más de 20 mil libros con ejemplares notables de Derecho Constitucional, Historia y Política. La biblioteca, agregó, servirá para algo que al presidente De la Madrid le hubiera gustado mucho: seguir formando a los mejores juristas de México.

 

En su oportunidad, el profesor emérito de la Facultad de Arquitectura, Xavier Cortés Rocha, expuso los avances de las obras que se realizan en la Antigua Escuela Nacional de Jurisprudencia, donde se proyecta instalar un auditorio, la biblioteca y una sala de juicios orales.

 

En la firma de la entrega recepción participaron también, por parte de la FD, el presidente del Patronato, Luis Gerardo del Valle Torres; el exdirector Máximo Carvajal Contreras; el presidente del Colegio de Profesores de Derecho Civil, Miguel Ángel Beltrán Lara, así como diversos académicos.

 

Noticias relacionadas

Noticias recientes