Valida TEPJF que consulta de revocación de mandato sea el 10 de abril

El Tribunal ordenó que se compruebe, casa por casa, que las personas que dieron su firma en apoyo para este ejercicio lo hicieran de forma libre y consciente. 

Información de agencias

Ciudad de México.- El Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) aprobó que la consulta para revocación de mandato se realice el 10 de abril del 2022 y que se compruebe de forma muestral, casa por casa, que las personas que presuntamente dieron su firma en apoyo para este ejercicio lo hicieran de forma libre y consciente.

Además, el tribunal ordenó al Instituto Nacional Electoral (INE) analizar si Morena usó financiamiento público de manera indebida para promover que la ciudadanía vote por una “ratificación” del presidente Andrés Manuel López Obrador.

En tres proyectos distintos de los magistrados José Luis Vargas, Felipe de la Mata Pizaña e Indalfer Infante Gonzáles, las y los magistrados de la Sala Superior determinaron en definitiva cómo quedarán establecidos los criterios y fechas para realizar la revocación de mandato.

Primero, en la impugnación a cargo del magistrado Vargas, avalaron por unanimidad que la votación se realice el domingo 10 de abril y no el 27 de marzo, como se planteó de manera inicial, para que se puedan recibir, revisar y validar los cientos de miles de firmas impresas de respaldo para este ejercicio.

En este mismo expediente, tanto Morena como Gabriela Georgina Jiménez, excandidata de ese partido, que pretendían frenar que el INE realizara visitas a domicilio a una muestra de las personas que habrían entregado sus firmas para respaldar este ejercicio, pues consideraban que se trata de “actos de molestia innecesarios por excesivos”.

Sin embargo, las y los magistrados respaldaron que se trata incluso de una obligación que marca la Ley Federal de Revocación de Mandato para dar certeza y corroborar la autenticidad de las firmas, además, de la preocupación previa de que las firmas en papel han presentado en ejercicios anteriores inconsistencias, como ser de personas que ya murieron o que están en prisión, o que incluso nunca se enteraron de que usaron sus datos personales.


TE PUEDE INTERESAR: