Celebran fieles el Domingo de Ramos

El arzobispo Pedro Vázquez encabezó la procesión de palmas por las calles del Centro Histórico, celebración que se había suspendido durante dos años por la pandemia; con ello da inicio la Semana Santa.

De la Redacción

Oaxaca, Oax.- Fieles católicos de la ciudad de Oaxaca de Juárez acudieron a la celebración del Domingo de Ramos 2022, participando en la procesión encabezada por el arzobispo Pedro Vázquez Villalobos, en Andador Turístico del Centro Histórico de la capital.

El Domingo de Ramos es una celebración religiosa en la que la mayoría de las confesiones del cristianismo conmemoran la entrada de Jesucristo a Jerusalén, dando inicio a la Semana Santa, misma que se había suspendido durante dos años por la pandemia a causa de la Covid-19.

En la procesión, el arzobispo y decenas de fieles católicos recorrieron el Andador Turístico de la Verde Antequera, así como la calle Independencia donde se ubica la iglesia de San Felipe Neri, para arribar a la Catedral Metropolitana, donde se ofreció una misa de acción de gracias.

En su homilía, el arzobispo Pedro Vázquez Villalobos llamó a vivir la Semana Santa en concordia, recordando que Jesús se sacrificó por los pecados de la humanidad. Tras ello, monseñor bendijo los ramos de palma.

Desde las primeras horas del día las iglesias católicas de la ciudad y municipios conurbados participaron con celebraciones eucarísticas y la bendición de palmas.


TE RECOMENDAMOS: En Juchitán la gente se reúne en el Panteón «Domingo de Ramos»


En los accesos de las parroquias, artesanos originarios de diversas comunidades, en su mayoría de la región Mixteca, vendieron ramos con diversas figuras relacionadas a esta conmemoración bíblica.

El Domingo de Ramos es una fiesta cristiana que celebra la entrada triunfal de Jesucristo en Jerusalén, mencionado en los cuatro evangelios canónicos, que son los de San Mateo, San Marcos, San Lucas y San Juan.

Antes de entrar en Jerusalén, la gente tendía sus mantos por el camino y otros cortaban ramas de árboles alfombrando el paso, tal como acostumbraban saludar a los reyes. Es por ello que actualmente, la gente que acude a la misa del Domingo de Ramos, lleva ramos de olivo para que sean bendecidos por los sacerdotes y arzobispos.


TE PUEDE INTERESAR (FOTOGALERÍA):