martes, agosto 16, 2022

Educación sexual previene violencia y abuso en niñez y adolescencia

Destacadas

Ciudad de México, DF.- La educación sexual integral e inclusiva es la única manera de garantizar que las niñas, niños y adolescentes tengan acceso a la información correcta de acuerdo con su edad y etapa evolutiva, para que, con base al conocimiento científico, tomen decisiones informadas y responsables.

Así lo expresó la encargada de despacho de la Secretaría Ejecutiva (SE) del Sistema Nacional de Protección Integral de Niñas, Niños y Adolescentes (Sipinna), organismo adscrito a la Secretaría de Gobernación, Constanza Tort San Román, quien subrayó que educarde forma integral a este sector de la población en cuestiones de sexualidad fomenta la igualdad, promueve el respeto por la diversidad y el rechazo a toda forma de discriminación.

Al participar en la conferencia ‘Guía para hablar de sexualidad con tus hijos’, organizada por la Mesa Directiva del Senado de la República y el Instituto Belisario Domínguez, Tort San Román remarcó que la educación impulsa una cultura de prevención, cuidado de la salud sexual y reproductiva entre niñas, niños y adolescentes, y los dota de las herramientas necesarias para identificar, prevenir situaciones de riesgo, violencia y abuso en su contra.

La servidora pública apuntó que hay avances, pero que los mecanismos de prevención y promoción de la educación en la materia para niñez y adolescencia aún son insuficientes; prueba de ello es que “en muchos sectores de la sociedad todavía se desconoce el significado y las diferencias de conceptos tan básicos como sexo, orientación sexual e identidad de género”.

Explicó que en muchas partes del país los temas sexuales son un tabú, por lo que “las y los servidores públicos de un Estado moderno y democrático como el nuestro, tenemos la obligación de abandonar construcciones sociales que han sido superadas y difundir que la sexualidad no está limitada a la procreación y que existen diversos tipos de relaciones y familias”.

Con este enfoque -enfatizó- se debe garantizar que toda niña, niño o adolescente tenga a su alcance las herramientas para conocerse ytomar decisiones responsables en todos los temas relacionados con su sexualidad, porque se trata de derechos que deben ser respetados.

En referencia al embarazo infantil, mencionó que en niñas menores de 15 años de edad no es resultado de un acto de su voluntad que pueda ser irreflexivo o mal informado, sino que deriva de la violencia y prácticas nocivas como las uniones forzadas. Para erradicarlo “debemos comprometernos y redoblar esfuerzos en el tema de la educación que es siempre un buen punto de partida”.

Aclaró que el Sipinna es la entidad articuladora en esta lucha que necesita la actividad interinstitucional con la coordinación debida. Hay avances, pero el reto es inmenso en varios frentes, y comenzar con un marco jurídico sólido es un buen comienzo. Por eso son importantes este tipo de foros auspiciados, en este caso, por el Senado de la República.

Tort San Román destacó que “la educación integral en sexualidad es uno de los factores protectores más importantes para disminuir o evitar los comportamientos de riesgo para niñas, niños y adolescentes; promoverla y garantizarla es responsabilidad de todas y de todos: de las escuelas, autoridades, instancias de salud, sector social, madres, padres y personas cuidadoras”.

En la conferencia participaron las presidentas de la Mesa Directiva del Senado de la República, Olga Sánchez Cordero; de la Comisión para la Igualdad de Género, Martha Lucía Micher Camarena; el representante en México del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), Luis Fernando Carrera Castro; la investigadora de la Universidad Nacional Autónoma de México, Martha LamasEncabo; y el director de la Asociación Mexicana para la Salud Sexual, A.C., Eusebio Rudio Aurioles, entre otros.

Noticias relacionadas

Noticias recientes