jueves, julio 18, 2024

Algarabía, júbilo y hermandad inundan las calles de Oaxaca

Destacadas

Este domingo arrancó el programa de Expresiones Artísticas y Culturales con un convite que llenó las calles de música, danza y alegría.

De la Redacción

Oaxaca, Oax.- Miles de personas presenciaron el inicio del programa Expresiones Artísticas y Culturales, con un convite que llenó las calles algarabía, júbilo y hermandad, que augura un éxito rotundo de la gran fiesta de los pueblos de Oaxaca, la Guelaguetza 2023.

Con un contingente que inició su recorrido en el Jardín Morelos hasta llegar a la Alameda de León, locales y visitantes se contagiaron de la alegría y disfrutaron con gran emoción la danza, música, toritos y fuegos artificiales.

Al grito de ¡Viva Oaxaca! y ¡Viva la Guelaguetza!, las Chinas Oaxaqueñas bailaban ondeando sus faldas de satín en colores intensos y alegres, de amplio vuelo, con aplicaciones de encaje, blusas blancas adornadas con pañoletas, luciendo sus vistosas joyas de oro, con sus largas trenzas de cabello negro y símbolos religiosos sobre el corazón, por su origen católico. En la cabeza llevaron sus canastas adornadas con cruces de flor inmortal.

Las Chinas Oaxaqueñas son nombradas así por ser del Barrio de la China, asentamiento tradicional donde vivían alfareras y alfareros que, dicen, competían con la loza de China, de acuerdo con textos del periodista Néstor Sánchez.

El contingente se conformó también con la delegación Santo Domingo Tehuantepec, San Lorenzo Jamiltepec, San Mateo del Mar, San Juan Bautista Valle Nacional y Chalcatongo de Hidalgo, quienes deslumbraron a las y los asistentes con su ritmo y la belleza de sus trajes.

La emoción y el orgullo de los asistentes acompañó a las y los bailarines a lo largo de las calles que se inundaron de alegría con las marmotas y los monos de calenda deslumbrantes por su carácter juguetón y festivo, invitando a propios y visitantes a disfrutar de la cultura, el arte, la música, el baile y el mezcal.

Todo está listo en Oaxaca para la gran fiesta, las delegaciones vienen cruzando montañas, caminos serpenteantes entre la neblina, de los valles y las costas, allende de los ríos y las lagunas. Vienen con el alma llena de regocijo al encuentro de los hermanos de las ocho regiones.



Pueblos de mujeres y hombres libres y orgullosos de sus raíces que están deseosos de bailar en al majestuoso coloso del Cerro del Fortín para ofrendar su Guelaguetza.

Este año, el Gobierno del Estado tiene como objetivo principal recuperar el espíritu popular de la máxima fiesta de las oaxaqueñas y oaxaqueños para celebrar que las culturas ancestrales y el pueblo afromexicano están juntos de nuevo.


TE PUEDE INTERESAR:


Noticias relacionadas

- Publicidad -

Noticias recientes

Portada

Cartón

Twitter

Video